The Handmaid’s Tale (2017) | DéjenseVer | Tu web de reseñas, al golpito

The Handmaid’s Tale (2017)

Serie, Drama | 2 Temporadas - 23 Episodios - 50 Min | En Emisión
Valoración:
8.7
8.7
Handmaid's Tale dejensever

Ficha Técnica

  • Dirección Reed Morano, Mike Barker, Kate Dennis, Floria Sigismondi, Kari Skogland
  • Reparto Elisabeth Moss, Joseph Fiennes, Max Minghella, Yvonne Strahovski, Alexis Bledel, Jordana Blake, O.T. Fagbenle, Ann Dowd, Samira Wiley, Amanda Brugel, Edie Inksetter, Meghan Allen, Madeline Brewer, Jim Cummings, Simon Northwood, Gary 'Si-Jo' Foo, Grace Munro
  • Productora Hulu
  • Género Drama, Distopía
  • País Estados Unidos
  • Idioma Castellano
  • Fecha Reseña 14 Julio 2018

¿De qué va?

The Handmaid’s Tale es una narración de ficción, distópica y feminista. En un futuro cercano, la tasa de natalidad se derrumba, como resultado de las ETS y la contaminación ambiental. Se forma un gobierno teocrático, totalitario y cristiano, secundado por un régimen militar bastante fanático, y se instauran nuevas clases sociales.

En Gilead (Antes conocido como Estados Unidos) las mujeres son desprestigiadas, pierden su derecho a leer, a trabajar o a controlar aspectos económicos y propietarios. Puesto que la mayor parte de las mujeres del mundo han quedado estériles, las pocas mujeres fértiles que quedan son reclutadas como criadas, de acuerdo a una interpretación bastante extremista de un pasaje de la Biblia. Se las entrena y educa para asignarlas a los hogares de las mujeres estériles de la alta sociedad, con el fin de quedar embarazadas de los maridos de éstas y darles hijos.

Reseña

Esta serie es una adaptación de la novela homónima “El cuento de la criada” (The Handmaid’s Tale) editada en 1985. Es una de las obras más importantes de la escritora canadiense Margaret Atwood, donde destaca la crítica social y el tratamiento de la mujer, temas frecuentes en sus obras.

Pero como siempre decimos, vamos a valorarla como serie, como producto. No hemos leído el libro, así que desconocemos temas relativos a la fidelidad respecto a la obra original, o si se mantiene la misma estructura y personajes.

No podemos definirla de otra manera que no sea dura y cruel. Presenta un argumento muy bien trabajado, que a través de flashbacks va rellenando los pequeños huecos que faltan y creando aún más interés alrededor de la trama. Tal y como le sucede a Black Mirror, nos muestra un futuro abrumadoramente posible, en el que podríamos vernos envueltos de un día para otro casi sin percibirlo, como si una oscura niebla nos envolviera durante la noche.

Handmaid's Tale dejensever

Su capítulo piloto es excelente, provoca que el espectador se enganche inmediatamente a la trama. Somos testigos de una persecución sobre la que apenas explican nada, para justo después comenzar a mostrarnos Gilead y su modo de vida, que aboga por el conservacionismo y los valores tradicionales, perfectamente trasladados a la iluminación, al mobiliario, al vestuario y a los escenarios. En este momento, puede que cambiéis el chip al de “estamos viendo una serie de época”, como podría ser Outander o Downton Abbey, por poner algún ejemplo. Pero cuando comienzan con los flashbacks y vuelven a introducir elementos actuales en pantalla, se crea un gran contraste visual, que sin duda atrae a continuar con la historia, fascinándonos con cada plano.

A lo largo de los 10 capítulos que componen la primera temporada acompañaremos a Defred, que ha tomado el nombre de su “amo” Fred, y sirve en casa de la señora Waterford. Veremos hasta qué punto ha de ser sometida por la sociedad, y seremos testigos de acciones realmente brutales hacia su persona, convertida en mercancía del nuevo régimen y obligada a vivir como vientre de alquiler para sus señores.

Descubriremos quién fue antes y en qué la han convertido, en un relato apoyado por su voz en off, con pensamientos muy acertados y concisos, que nos ayudan a mantener a raya la locura y la demencia. Han introducido en las líneas de diálogo de Defred un número considerable de palabrotas, pero puesto que estamos ante alguien absolutamente reprimido, el espectador los agradece, los vimos tan naturales y expresivos, que casi parece que se crearon para que pudiera desahogarse con ellos. “¡Y una mierda!”

Handmaid's Tale dejensever

En la segunda temporada todo se vuelve aún más despiadado, cada capítulo resulta una verdadera agonía, tanto para las criadas y su rutina como para nosotros, que no podemos sino observar, impotentes. The Handmaid Tale es una serie con un inmenso poder de transmisión, logra ubicarnos tras sus cortinas, como si nosotros mismos fuéramos cómplices y partícipes de las barbaridades que se cometen en Gilead, y por ende, durante los 50 minutos que dura cada episodio, nuestro mayor deseo sera erradicar a los responsables de la faz de la Tierra. A través de una fotografía sobresaliente nos clavan afilados puñales, consiguiendo que miremos embelesados la pantalla, hipnotizados por su poética belleza, mientras nos muestran una realidad demencial, a la que se atreven a llamar “la palabra de Dios”.

En este segundo arco de 13 capítulos la relación entre DeFred y Serena, la señora Waterford, vive unos momentos de máxima tensión, como ambas bien dicen “ya se han soportado bastante”. Construyen a su alrededor una relación de amor – odio muy peculiar, en la que el baremo de una de cal y otra de arena es inconcebible. Cada vez que hay un acercamiento, un mínimo vestigio de humanidad, se extirpa de raíz. Contaremos con episodios muy potentes esta temporada, superado el impacto inicial que nos provocaron los de la primera, ahora podremos disfrutar de varios prácticamente redondos. Aun así, se hace muy difícil elogiar objetivamente The Handmaid’s Tale, porque se cuela por un resquicio tan subconsciente de nuestra alma, que no podemos sino odiarla. Y eso, a su vez, solo quiere decir que es maravillosa.

Las interpretaciones de todo el elenco son fabulosas, pero por supuesto destaca Elisabeth Moss, que carga con prácticamente la totalidad del peso por su papel protagonista. Se muestra sublime en cada escena, mostrándose serenamente rabiosa, capaz de transmitirnos con una mirada silenciosa esa pesadilla que se ha visto forzada a vivir. Su trabajo expresivo es digno de alabanzas, hacía mucho tiempo que no nos topábamos con alguien que actuara de manera tan convincente, despejando toda duda sobre si lo que estamos viendo es ficción o realidad. Porque es real, ella lo hace posible.

Tal vez por el continuo maltrato a la condición femenina, esta sea una serie que pueda llegar a afectar profundamente a algunas mujeres, la hemos comentado con varios conocidos y no es raro que un capítulo se mantenga rondando durante días en nuestra mente, o que recibamos los créditos finales con los ojos cargados de lágrimas. Lágrimas de rabia, de frustración y de puro agotamiento emocional.

Por tanto, también debemos destacar el apartado argumental, contamos con un soberbio guion, directo, que no se pierde en enredos ni engaños al espectador: Muestra la trama tal cual es, pues bastante es ya su crudeza. Tiene varios pasajes bastante memorables, posiblemente tomados directamente de la novela.

Handmaid's Tale dejensever

“Ahora estoy despierta para ver el mundo. Antes estaba dormida. Así es cómo dejamos que pasase. Cuando ametrallaron el Congreso, no nos despertamos. Cuando culparon a los terroristas y suspendieron la Constitución, tampoco nos despertamos. Dijeron que sería algo temporal. Nada cambia al instante.”

Otro aspecto positivo es el tratamiento de la sangre y los cuerpos. No tienen reparo en mostrar cadáveres ahorcados, un desmembramiento o una intervención quirúrgica aparatosa, o incluso los resultados de una buena paliza. Pero lo hacen en su justa medida, sin que resulte excesivo o se note que han intentado ser comedidos. Todo está tratado de manera muy natural, casi encubierta, para hacernos partícipes de toda esta tortura.

Cada golpe, ya sea físico o psicológico, lo sentiremos nuestro, y del mismo modo que los hematomas tardan en abandonar nuestra piel, nosotros tardaremos mucho en olvidar esta gran serie. Esperamos con ansias el próximo Abril. ¿Qué será de nuestra June?

Handmaid's Tale dejensever

Conclusión

No la recomendamos a quien esté buscando una serie ligera y entretenida, pues es de esas que nos dejó un nudo en el estómago tras cada capítulo, e invita a profundas reflexiones sobre hacia donde se está encaminando nuestra sociedad.

Como último y anecdótico punto positivo, cuenta con algo que ya hemos nombrado en otras ocasiones. Si una serie consigue que estemos durante semanas con sus expresiones integradas en nuestra manera de hablar, es que ha calado hondo. No os extrañéis si de repente frases como “Con su mirada”, “Bendito día”, “Bendito sea el fruto”, “El señor permita que madure” o “Nos han enviado buen tiempo” comienzan a salir de vuestros labios al hablar con alguien de The Handmaid’s Tale. Sentíos orgullosos.

The Handmaid’s Tale

8.7

DIRECCIÓN

9.0/10

GUION

9.0/10

REPARTO

9.0/10

BANDA SONORA

8.0/10

DURACIÓN

8.5/10

Puntos positivos

  • Personajes magníficos y buenas interpretaciones
  • Escenarios y vestuario trabajados de manera poética
  • Buen contraste entre ambos “mundos”
  • Realismo y naturalidad
  • Capítulos muy potentes en la segunda temporada

Puntos negativos

  • El desarrollo puede resultar algo lento
  • El episodio 1x07, aunque necesario, rompe un poco el ritmo. Sucede lo mismo que con el capítulo 7 (Qué coincidencia) de la 2ª Temporada de Stranger Things
DéjenseVer

¡Hola! Somos Aridane y Eva, una pareja con muchas aficiones en común ¡Y queremos compartirlas contigo! Nos dedicamos al diseño gráfico y web, hemos creado este rinconcito para dar rienda suelta a nuestras opiniones y recomendaciones.

Reviews ( 0 )

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

x
Scroll Up